10 tips para proteger tu tarjeta

El fraude a tarjetas de crédito ha explotado, gracias al creciente uso de este método de pago y a la pericia de los criminales para robar información, esto aunado a la ingenuidad y a la nula cultura de la prevención en los propios usuarios. ¿Cómo puedes protegerte?

Aunque es imposible garantizar que no serás víctima de este tipo de estafas, en realidad sí puedes hacer mucho para reducir riesgos en el uso de tus tarjetas siguiendo estos consejos básicos:


1) Cierra el pico:
Nunca, por ningún motivo, reveles tu información financiera (como el número de tu tarjeta de crédito), por teléfono o correo electrónico. Ninguna institución respetable te solicitará esta información por ningún medio. La única excepción es cuando tú inicias la comunicación, pues el banco debe confirmar que tú eres realmente el cliente. Una estafa muy popular por correo es llamada "phishing", en la que te llega un correo haciéndose pasar por tu banco para engañarte, pidiéndote que envíes información de tu cuenta o que visite un sitio falso para ingresar tu información.

2) Cuídate de otros ojos: Mantente atento de la gente que observa sobre tu hombro mientras sacas tu tarjeta de crédito. Muchos números de tarjeta son robados por gente que observa atentamente a usuarios poco cuidadosos. Lo mejor es cubrir la tarjeta al sacarla.

3) Protege tu computadora: Los programas antivirus y antispyware son importantes si quieres hacer compras por Internet o usar la banca en línea. Además de protegerte de aplicaciones maliciosas como los "key loggers", que capturan las teclas que presionas, estos programas también evitar que tu computadora se convierta en un "zombie" controlado por un malhechor para realizar tareas perversas.

4) Destruye todo: Compra una trituradora y úsala a conciencia. Los criminales buscan números de tarjeta en la basura. También asegúrate de destruir las ofertas de tarjetas no solicitadas. Sin embargo, guarda los recibos de tu tarjeta hasta que los haya conciliado contra su reporte mensual. Y haz lo mismo con los recibos digitales.

5) No dejes información en la computadora: Esto aplica especialmente si usas una máquina portátil, pues generalmente son blanco de los criminales. No almacenes ningún número de tarjeta ni información financiera, y esto aplica tanto para el correo electrónico como en documentos.

6) Investiga antes de comprar: Especialmente si haces compras por Internet, donde no puedes visitar físicamente una tienda o hablar con un vendedor, haz tu tarea antes de ingresar tu número de tarjeta. Revisa el registro que mantiene la Condusef de tiendas confiables o busca en el Web si se han publicado quejas. Fuera de línea, quizá quieras dar preferencia a los restaurantes que te permiten deslizar tu tarjeta.

7) Designa una tarjeta en línea: Usar sólo una tarjeta de crédito para las transacciones virtuales puede hacer más sencillo el identificar fraudes.

8) Archiva tus números: Asegúrate de que los números de tu tarjeta de crédito e información de contacto del banco estén guardados en un lugar seguro. Si eres víctima de un fraude, será más fácil contactar a la compañía si tienes los datos a la mano.

9) Viaja inteligentemente: Si vas a viajar al extranjero, sólo lleva la tarjeta o las tarjetas que planeas usar. Si no es algo habitual que viajes o si estás visitando un destino nuevo, es buena idea hacérselo saber al banco. No querrás estar en Praga sin crédito porque la institución congeló tu cuenta. Y nunca es buena idea pagar tus cuentas en línea en una computadora compartida, ni tampoco en tu máquina usando una conexión a Internet pública.

10) Pide alertas: Algunas instituciones bancarias ofrecen la posibilidad de recibir alertas sobre la actividad de tu cuenta directamente a tu celular o correo electrónico.

Fuente: Symantec

Foto: Freepik

 

¿Quieres sugerir un tema?
Con gusto lo desarrollaremos.   Ir

Noticias Recientes

  • ¿Qué hacer cuando el humo de un incendio acecha tu casa?

    Las condiciones secas aumentan la posibilidad de que ocurran incendios forestales en zonas verdes cerca de la ciudad. Aunque es poco probable que el fuego llegue hasta tu casa, sí es muy común que el humo inunde colonias enteras, poniendo en riesgo la salud de las personas.

    Leer más
  • No dejes que la cobranza te acose

    Está bien, es verdad que debes dinero al banco, pero eso no significa que puedan acosarte día y noche para que pagues.

    Aunque por desgracia esta es una situación que viven miles de deudores, en realidad hay límites muy claros de lo que pueden y no pueden hacer estos famosos despachos de cobranza, que son contratados por las instituciones financiaras para hacer el trabajo sucio.

    Leer más
  • Evita fraudes al comprar auto por Internet

    Hoy en día se puede comprar casi cualquier cosa por Internet, incluyendo un auto. Sin embargo, es importante tener en cuenta ciertas precauciones para evitar ser víctima de vendedores deshonrados, que cada vez más usan la red para atraer y engañar a compradores ingenuos en busca de una buena oferta.

    Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4

Categorías

porn